miércoles, 23 de abril de 2014

DA ENERGÍA A TUS SUEÑOS


Cuántas veces nos echamos para atrás porque no  nos atrevemos
proyectos que están ahí aparcados porque nos vence el miedo.

En este tiempo de pascua es el momento propicio de echarle ganas
de coger de frente ese sueño que tenías aparcado.

Pascua es el tiempo de la alegría porque Cristo ha resucitado
Es el tiempo de la esperanza porque sabemos que también nosotros resucitaremos
Es el tiempo de tiempo de la Vida porque ya ha pasado la muerte.

Pascua es el tiempo de Amor, porque la vida es amar
Pascua es el tiempo del perdón porque no hay vida sin error




martes, 22 de abril de 2014

LA CLAVE ES SOLTAR


Nos empeñamos en acumular
En llenar nuestras armarios de ropa
Nuestras estanterías de libros hasta reventar.

No empeñamos en ir de una lado para otro
buscando cosas nuevas,
ideas nuevas,
experiencias nuevas.

Nos empañamos en buscar aquí y allá,
en querer encontrar no sabemos muy bien qué.

Y quizás la calve esté en soltar.

En este tiempo de Pascua, suelta tus preocupaciones,
únete a Jesús: ha resucitado. 
Esa es la clave.

lunes, 21 de abril de 2014

¡¡¡FELIZ PASCUA!!!



CREDO DE LA PASCUA

Creo que en tu resurrección

alcanza sentido mi vivir,

mi caminar y mi morir.

Creo que en tu resurrección

mi fe ha encontrado su apoyo

en la luz, en la fuerza y en la paz.

Creo que en tu resurrección

ha sido vencida mi cobardía

y desafiado mi viejo temor.

Creo que en tu resurrección

yo he sido despertado a una vida

sin playas ni fronteras.

Creo que en tu resurrección

pierden peso los rencores

y apoyo las turbias asechanzas de los hombres.

Creo que en tu resurrección

mi carne ha recibido las arras

de una inmortalidad más allá de la muerte.

Creo que en tu resurrección

nuestros muertos alcanzan la paz

y la luz de tu presencia.

Creo que en tu resurrección

nuestra fe ha adquirido categoría

de palpabilidad y de contacto.

Creo que en tu resurrección

nuestra esperanza ha dejado de confundirse

con el  optimismo y la utopía.

Creo que en tu resurrección

nuestro amor renace en cercanía

a los que nada son y nada cuentan.

Creo que en tu resurrección

la historia de los hombres y mujeres

ha hallado su centro y su sentido.

Creo que en tu resurrección

el mundo ha dejado de ser escenario

para convertirse en compañero del hombre.

Creo que en tu resurrección

las cosas de esta tierra han recobrado

su limpia luz recién nacida.

Creo que en tu resurrección

fueron bendecidos el trabajo y el progreso,

el amor y la amistad.

Creo que en tu resurrección

a los pobres del mundo se les anuncia

la definitiva y feliz liberación.

Amén. Aleluya.


José Román Flecha Andrés.

domingo, 20 de abril de 2014

HA RESUCITADO

¿Quién hace bello un árbol?


DOMINGO DE LA RESURRECCIÓN DE JESÚS
Juan     20: 1 - 9

            El primer día de la semana va María Magdalena de madrugada al sepulcro cuando todavía estaba oscuro, y ve la piedra quitada del sepulcro.
            Echa a correr y llega donde Simón Pedro y donde el otro discípulo a quien Jesús quería y les dice: «Se han llevado del sepulcro al Señor, y no sabemos dónde le han puesto.»
            Salieron Pedro y el otro discípulo, y se encaminaron al sepulcro.
            Corrían los dos juntos, pero el otro discípulo corrió por delante más rápido que Pedro, y llegó primero al sepulcro.
            Se inclinó y vio las vendas en el suelo; pero no entró.
            Llega también Simón Pedro siguiéndole, entra en el sepulcro y ve las vendas en el suelo,
            y el sudario que cubrió su cabeza, no junto a las vendas, sino plegado en un lugar aparte.
            Entonces entró también el otro discípulo, el que había llegado el primero al sepulcro; vio y creyó,
            pues hasta entonces no habían comprendido que según la Escritura Jesús debía resucitar de entre los muertos.

¡¡¡Ha resucitado!!! Con esto es suficiente. No necesitamos más. Jesús ha resucitado.

¿Por qué lo sabemos? Porque el mismo Jesús lo anunció y se apareció resucitado. Porque los amigos de Jesús, sus apósteles, los discípulos y mucha gente de entonces así nos lo han transmitido. Porque la Iglesia se constituyó y se ha mantenido para anunciar el mensaje de Jesús cuyo centro es la resurrección. Porque cada uno de nosotros, desde la fe, podemos ser capaces de experimentar y aproximarnos  a la resurrección.

¿Qué es la resurrección? Es el acontecimiento que da sentido al amor. Es la culminación de la cruz. Es la razón de ser de la vida. Si todo se quedase en lo material y en lo sensitivo, podría estar bien y ser bello y merecer la pena disfrutarlo. Pero sería parcial, limitado, incompleto.  Con la resurrección comienza otra forma de Vida. No sabemos cómo será. Pero sí sabemos que la dimensión trascendente es inherente al ser humano y esa dimensión sería una ilusión sin contenido si no hubiera resurrección. Eso no es posible. No somos seres vacíos. Tenemos una dimensión eterna que se explica con la resurrección. ¿Comprenderlo sólo desde la razón? ¿Pero sólo desde la razón comprendemos la belleza de un árbol?

Jesús nos lo recuerda hoy: ha resucitado. Nosotros también resucitaremos.


H y MN   

sábado, 19 de abril de 2014

NOS DESPIERTAS Y RECREAS CADA DÍA





Tú, Dios de amor y vida,

no dejas de llamarnos,

a cualquier hora y en cualquier lugar,

a una vida plena y feliz.



Tú, Dios de bondad y misericordia,

no abandonas a tus hijos e hijas

aunque hayamos quebrantado tu alianza,

y nos ofreces siempre tu perdón y abrazo de Padre.



Tú, Dios fiel y lleno de ternura,

te haces presente en medio de tu pueblo

para devolverle la alegría, curarle la tristeza,

y abrirle un horizonte de esperanza.



Tú, Dios Padre bueno,

nos das este tiempo para que nos convirtamos

y, creyendo en tu Hijo Jesús, podamos

conocer, gustar y vivir el Evangelio

como buena noticia, ya, en esta tierra,

mientras caminamos hacia tu Reino.



Nosotros, ahora, llenos de alegría,

te alabamos con nuestras torpes palabras.

Pero Tú bien sabes que ellas contienen

lo mejor que hay en nosotros.

¡Gloria y alabanza a Ti

que nos despiertas y recreas cada día!.



Florentino Ulibarri.

viernes, 18 de abril de 2014

AL FILO DE LA LUZ


Y entonces vio la luz. La luz que entraba
por todas las ventanas de su vida
vio que el dolor precipitó la huida
y entendió que la muerte ya no estaba.
Morir sólo es morir. Morir se acaba.
Morir es una hoguera fugitiva.
Es cruzar una puerta a la deriva
y encontrar lo que tanto se buscaba.
Acabar de llorar y hacer preguntas;
ver el Amor sin enigmas ni espejos;
descansar de vivir en la ternura;
tener la paz, la luz, la casa juntas
y hallar, dejando los dolores lejos,
la Noche-luz tras tanta noche oscura.


José Luis Martín Descalzo

jueves, 17 de abril de 2014

COMO DIOS NOS HIZO


 

¡Cuántas veces no nos gustamos y quisiéramos cambiar nuestra forma de ser, nuestro nombre, el físico, nuestro carácter…! Pero lo cierto es que Dios nos hizo como somos. Y así tenemos que querernos.
Es cierto que en nosotros puede haber cosas que haya que moldear, pero eso no quiere decir que no nos gustemos. El que no se ama a sí mismo no puede amar a los demás. Ya comentábamos la semana pasada que es muy difícil que gustemos a todos porque todos somos muy distintos. Pero amar es fundamental y se aprende por uno mismo.
Amarnos no es creer que somos perfectos, sino aceptar nuestra imperfecciones y amar lo que Dios ha hecho con nosotros. Nos decían en los ejercicios espirituales de este año que no se le puede preguntar a Dios continuamente por qué hace las cosas, sino para qué las hace. Y si tenemos cosas que no nos gustan de nosotros y no son cambiables, hemos de preguntarnos para qué lo ha hecho Dios. Muchas cosas que no nos gustan pueden ser dones de Dios que nos ayudan a ser más humildes o mejores personas.
Así que, amigos, amémonos un poco más, como Dios nos ama.
Un abrazo

Huellas